Mar, 04/18/2017 - 22:06

En Colombia la libertad no es condicional, es condicionada

Leyes que producen hacinamiento, jurisprudencias y sentencias, responsables, jueces de penas, tratamiento penitenciario, soluciones, proyecto de ley.

El miércoles pasado en mi primera Columna sobre el Hacinamiento Carcelario, al que llamé UN MONSTRUO DE 150 MIL CABEZAS en alusión a la cantidad de internos que hay actualmente en nuestras 139 cárceles en el país, hablé de las Causas del Hacinamiento, de las Leyes que para mí son culpables , de los Responsables, de la Actualidad del Hacinamiento en Colombia, de las Cifras actuales y del futuro, hablando en éste caso de la Ley de Jubileo en la que por la venida del Papa a Colombia pueden salir en Libertad por lo menos 40.000 internos, cifra que permitirá desalojar en buena parte las cárceles.

Dentro de las Causas del Hacinamiento mencioné que las Leyes Penales en Colombia son Responsables en buen grado y dentro de ésas Leyes están las que regulan la Libertad Condicional. De eso hablaré en mi Columna de hoy y en especial de los Jueces de Penas, quienes con sus actitudes negativas niegan a cada rato las Libertades Condicionales, haciendo como dice el título de mi Columna, que en Colombia la Libertad no sea Condicional, sino Condicionada, Condicionada por los Jueces y por las Leyes pues las Leyes no son específicas, ciertas ni claras, sino que son ambiguas y dan la posibilidad de ser interpretadas por los Jueces, haciendo que a su antojo se concedan o no las Libertades Condicionales.

También hablaré hoy de un tema que también está haciendo negar las Libertades Condicionales por parte de los Jueces, se trata del Tratamiento Penitenciario. Veamos:

LA LIBERTAD CONDICIONAL ES UN PERMISO QUE SE LE CONCEDE A UN CONDENADO EN LA ÚLTIMA PARTE DE LA PENA POR HABER MOSTRADO BUEN COMPORTAMIENTO, eso dicen los Diccionarios al definir la Libertad Condicional, pero la realidad actual es otra.

LEYES QUE HAN REGIDO Y RIGEN LA LIBERTAD CONDICIONAL:

ARTÍCULO 64, LEY 599 DE 2000: decía textualmente que el Juez CONCEDERÁ al condenado la Libertad Condicional previo cumplimiento de los Requisitos Objetivos, ellos son: Tiempo de condena, Conducta Buena o Ejemplar y Resocialización ( haber estudiado, enseñado o trabajado durante su condena ). Todo lo anterior debía ir acompañado de un Concepto o Resolución Favorable por parte del INPEC, sin ése concepto, es imposible la concesión de Libertades Condicionales. Podemos ver como la Norma decía la palabra CONCEDERÁ, o sea, era una orden para el Juez y debía conceder la Libertad si el condenado demostraba cumplir los Requisitos . En ésa Norma el condenado debía cumplir las 3/5 partes de la condena, o sea, un 60% , eso incluye el tiempo físico y la Redención de Pena, Redención que se traduce en días de descuento por trabajo, enseñanza o estudio. Hasta ahí iba todo bien y en las cárceles los internos entraban y salían casi que al mismo tiempo fluyendo de una manera normal y no había mucho Hacinamiento.

Pero, empezaron los problemas y para mí, una de las causas del Hacinamiento actual, se promulgó la Ley 890 de 2004, que en su artículo 5 reza: El Juez PODRÁ CONCEDER la Libertad Condicional al Condenado previo cumplimiento de los Requisitos Objetivos, ya analizados, pero se le agregó un detallito, PREVIA VALORACIÓN DE LA CONDUCTA PUNIBLE, que es conocido como el cumplimiento de los Requisitos Subjetivos. Y ahí fue Troya, empezaron a negarse las Libertades Condicionales, porque los Jueces de Penas empezaron a volver a valorar la Conducta por la cual el Condenado recibió su pena. Es para los expertos la violación al principio universal del NONBISINIDEM ( NADIE PUEDE SER JUZGADO DOSVECES POR EL MISMO DELITO), pero los Jueces con su negativa permanente empezaron a violar ése principio universal. Si analizamos la definición de Subjetividad podemos ver que es una apreciación meramente personal, es un estado de ánimo. O sea, imagínense ustedes que el Juez de Penas que hoy debe revisar la Libertad Condicional de un condenado, amaneció hoy triste o preocupado, obviamente aplicará su subjetividad y negará la Libertad. Vemos como se pasó del concepto CONCEDERÁ  a la palabra PODRÁ, o sea, a partir de ésta Ley, todo es facultativo del Juez, no es una Orden de la Ley. De aquí en adelante, cuántas Libertades se han negado en Colombia. Además, con ésta Ley los condenados debían cumplir las 2/3 partes de la condena, o sea, un 66%, luego, como se ve, un poco más de la Norma anterior.

En el 2006 se promulgó la Ley 1098, Código de Infancia y Adolescencia que prohibió de ahí en adelante la Libertad Condicional a los violadores y/o asesinos de menores de edad. Se aumentaron los problemas.

Luego vino la Ley 1709 de 2014, Código Penitenciario y Carcelario, que en su artículo 30 cambia un poco la Ley 599 de 2000, pero solo en el tiempo, pues se volvió al cumplimiento de las 3/ 5 partes de la condena, o sea, otra vez al 60%, eso puede ser un triunfo, pero, en cuanto al concepto de la Valoración de la Conducta Punible, siguió igual, o sea, los Jueces siguen teniendo el control de las Libertades Condicionales y concediéndolas o negándolas a su antojo.

En éste tema de la Valoración de la Conducta Punible las Cortes han sentado Doctrina y hecho Jurisprudencia, pero de nada ha servido. En el año 2013 el Magistrado Javier Zapata Ortiz expresó en Sentencia que volver a valorar la Conducta Punible es cambiar el orden jerárquico de la Justicia en Colombia, pues es como quitarle el cargo al Juez de Conocimiento que condenó en Primera Instancia. Así mismo, la Sentencia C-194 de 2005 dice que el Juicio que adelanta un Juez al recibir la solicitud de Libertad Condicional no se debe hacer desde la perspectiva de la responsabilidad penal del condenado, resuelta ya en primera instancia, sino desde la necesidad de cumplir una pena ya impuesta. El estudio debe versar sobre hechos distintos a la Sentencia Condenatoria y vinculados con el comportamiento del sentenciado en prisión, como quien dice debe ser una revisión DESPUÉS DE y NO ANTES DE. Con la apreciación del Juez de Penas se vulnera el Principio de Legalidad como elemento del Debido Proceso en materia Penal. En la Sentencia C-757 de 2014, la Corte Constitucional dice entre otras cosas que los Jueces de Penas deben aplicar LA CONSTITUCIONALIDAD CONDICIONADA de la expresión PREVIA VALORACIÓN DE LA CONDUCTA PUNIBLE en todos aquellos casos en que tal condicionamiento le sea más favorable a los condenados. Como vemos, son varias las Sentencias y Doctrinas de las Cortes en torno a éste espinoso tema, pero, de nada ha servido, los Jueces siguen negando Libertades Condicionales y las cárceles siguen llenas de condenados quienes habiendo cumplido los Requisitos para salir, no pueden hacerlo por la negativa personal del Juez.

TRATAMIENTO PENITENCIARIO:  

Cuando un Condenado pide la Libertad Condicional debe asistir a la Oficina Jurídica de la cárcel y gestionar su Libertad, la Oficina le hace llegar al Juez de Penas todos los documentos necesarios, ellos son:

SOLICITUD FORMAL DE LIBERTAD amparada en el cumplimiento de todas las Leyes que la regulan, CERTIFICADO DE CONDUCTA, que debe ser Buena o Ejemplar, CERTIFICADO DE CÓMPUTOS, en el se expresa el tiempo que ha obtenido el condenado como Redención por Estudio, Trabajo o Enseñanza y debe adjuntarse la RESOLUCIÓN FAVORABLE expedida por el INPEC, ésa Resolución dice que el Condenado cumplió con todas las etapas del TRATAMIENTO PENITENCIARIO. Ése Tratamiento está dividido en etapas o Estados: Observación, Alta Seguridad, Mediana Seguridad, Mínima Seguridad y Etapa de Confianza. En cada una de ellas el condenado puede ir pidiendo Beneficios si el delito se lo permite.

Pero, resulta que cada Estado del Tratamiento se logra obviamente por el tiempo, la conducta y la resocialización del condenado, eso no es gratis, ni el INPEC lo da porque sí, sin embargo, los Jueces muchas veces, lo he visto, niegan la Libertad Condicional de alguien por FALTARLE TRATAMIENTO PENITENCIARIO. Qué Tratamiento le faltará, si según la Ley de Política Criminal, ya lo cumplió todo?. Ésa es una demostración de la forma como los Jueces de Penas manejan a su antojo y en forma absurda la concesión de Libertades Condicionales, uno de los motivos del Hacinamiento actual en Colombia.

Ha sucedido también que los Jueces de Penas niegan las Libertades a aquellos condenados que han salido varias veces a Permiso de hasta 72 horas, increíble no?.

SOLUCIONES:

En el caso específico que hoy estoy tratando, la negativa de los Jueces de Penas de conceder Libertades Condicionales, la solución está en la misma Ley, es simplemente “ Ordenar “ a los Jueces de Penas que concedan las Libertades sin mirar los famosos y negativos Requisitos Subjetivos. La única formar de ordenar a los Jueces es con la misma Ley.

Para ello, tengo en manos de un Congresista Santandereano, de alto cargo, al que no nombro, pues nuestro Padre de la Patria es tan capaz de negarlo, aunque tengo archivo de ello, UN PROYECTO DE LEY, además, recordemos que todavía no estamos en época de Elecciones y por ende a los Señores Congresistas no les interesa nada del Pueblo, Pueblo. Estoy seguro que al terminar éste año y/o  principio del próximo, aplicando la presión electorera debida, haré que el Señor vuelva a mirar mi Proyecto de Ley, el cual resumo a continuación:

PROYECTO DE LEY. POR EL CUAL SE MODIFICA EL ARTÍCULO 30 DE LA LEY 1709 DE 2014:

Según éste Proyecto de Ley el Artículo 30 de la Ley 1709 de 2014, quedará así:

EL JUEZ CONCEDERÁ LA LIBERTAD CONDICIONAL AL CONDENADO QUE CUMPLA CON LOS REQUISITOS LLAMADOS OBJETIVOS: TIEMPO DE CONDENA, CONDUCTA ELEMPLAR O BUENA Y DEMOSTRACIÓN DE REDENCIÓN DE PENA POR ESTUDIO, TRABAJO O ENSEÑANZA. TODO LO ANTERIOR AMPARADO EN EL CONCEPTO Y/O RESOLUCIÓN FAVORABLE EXPEDIDO POR EL INPEC. EL TIEMPO DE CONDENA SE MANTENDRÁ EN LAS 3/5 PARTES.

NOTA ESPECIAL: ÉSTA LEY NO APLICARÁ PARA LOS CONDENADOS POR AQUELLOS DELITOS QUE DE ANTEMANO, EN EL MOMENTO DE LA CONDENA, SE LE PROHIBIÓ LA LIBERTAD CONDICIONAL. NO SE CONCEDERÁ LA LIBERTAD CONDICIONAL NI SIQUIERA AMPARADO EN EL PRINCIPIO DEL DERECHO DE IGUALDAD CONTEMPLADO EN NUESTRA CONSTITUCIÓN POLÍTICA.

Porqué hago la Nota Especial? , para que los Condenados por ésos delitos, como violación y/o muerte de menores de edad, no pidan dicha Libertad, además, para que los doble moralistas que hay en Colombia estén tranquilos y no crean que con ésta Nueva Ley se pretenda enviar a la calle a todos los delincuentes por delitos considerados de alta afectación social.

Ésa es la solución que planteo, solución que permitirá que los Internos que cumplan a cabalidad con los requisitos y que su delito lo permita, podrán salir de las cárceles y hacer de ahí en adelante un movimiento de internos considerable que permita disminuir el Hacinamiento Carcelario en Colombia y que deje de ser el Monstruo de 150 mil cabezas. Que dentro de muy poco, ése monstruo sea de muchas menos cabezas. AMÉN.

There is 1 Comment

excelente , muy buena critica, pero conozco un caso muy particular, mataron un primo y el asesino salio en libertad a los 10 meses y antes se mofa por redes sociales y esto es muy doloroso para la familia y sobretodo para sus padres

Añadir nuevo comentario