Dom, 06/04/2017 - 17:53

Nadie sabe con la sed que otro vive

Muchas veces la vida nos pone en situaciones coyunturales y verdaderamente difíciles. En las actuales circunstancias las familias se están viendo abocadas a cosas bien complicadas y se nota cada día más un estado muy alto de desintegración familiar. Los hogares se están destruyendo, los esposos se están separando, los hijos andan por la vida sin DIOS NI LEY, por eso vemos como se ha aumentado la delincuencia juvenil y las cárceles están llenas de jóvenes entre 18 y 29 años según lo dicen las estadísticas.

La separación de las parejas ha hecho que las mujeres se hayan quedado solas con el cuidado de sus hijos , muchas veces menores, situación muy complicada, además desde el punto de vista económico.

Todo eso ha hecho que se presenten situaciones a veces dantescas, eso fue exactamente lo que pasó el viernes pasado en un barrio de Bucaramanga. Una mujer, joven, de 28 años, madre de 3 hijos de 3, 6 y 12 años, decidió, acabar con su vida y de paso con la de sus tres niños. Les dió a beber una sustancia tóxica, ella también la tomó. Afortunadamente, el niño más pequeño, el de 3 años, al ver que el y todos los demás miembros de su hogar estaban enfermos, salió a la calle a pedir ayuda. Gracias a DIOS, eso ayudó a que el resultado de éste acto horrendo no produjera peores resultados, aunque, al momento de escribir ésta Columna, la niña de 6 años ya falleció, los otros niños y la madre se encuentran en sendas clínicas de la ciudad en sus Unidades de Cuidados Intensivos, UCI. Que drama tan inmenso.

Esto ocurrió en el Barrio Quinta Estrella en el Occidente de Bucaramanga.

Al principio de ésta Columna hablé de la descomposición que se está presentando en los hogares a raíz, muchas veces, de la separación de las parejas.

La señora de éste caso tan lamentable estaba separada de su esposo desde hace tiempo.

Aquí, además de dar la noticia como tal, quiero hacer algunos comentarios personales y hacer unas preguntas sobre las dudas que me asaltan al escuchar y ver lo lamentable de ésta situación:

  1. Si la señora tiene sólo 28 años y ya tiene un niño de 12, eso quiere decir matemáticamente hablando, que tuvo su primer hijo a los 16 años. Ésa para mí, es otra consecuencia que se da de la descomposición de los hogares y de la forma alocada como vive actualmente nuestra juventud. Es de suponerse que ella a los 16 años, se salió de su hogar para irse a vivir con éste hombre, con el que de paso tuvo todos sus tres hijos. Ése es un acto irresponsable que trae casi siempre consecuencias negativas.
  2. Muy seguramente, por el entorno familiar de la señora y por la situación social en que vivía, la señora no tenía una buena situación económica y es de suponerse que de pronto se encontraría sin trabajo y sin los medios necesarios para mantener dignamente a su familia y a ella misma. Éste es el reflejo de nuestra Sociedad actual, una Sociedad donde el dinero está represado en dos o tres familias y donde el trabajo se volvió algo exclusivo para muy pocas personas. Los índices de desempleo cada día aumentan más, aunque el DANE diga otra cosa, las familias sufren diariamente por su mantenimiento digno. Estoy especulando sobre los motivos que llevaron a ésta señora a tomar una decisión tan macabra.
  3. Como dije antes, la señora estaba separada de su esposo hace un tiempo. Al leer la noticia, en uno de sus apartes dice que el exesposo se sintió muy extrañado por la actitud de la señora, que ellos estaban separados y que por ende desconoce los motivos que tuvo para hacer esto. Me surgen varias preguntas al respecto:
  4. Aunque hubiese estado separado de la señora, el señor no conocía las intimidades de su ex -hogar, o sea, el no sabía en qué condiciones estaban viviendo sus hijos?.
  5. Sigo especulando, será que el señor no estaba colaborando con su familia en el mantenimiento digno de sus hijos?. Y digo digno, porque una cosa es aportar valores mínimos en el mantenimiento de un hijo y otra es darle lo que necesitan para una buena vida, ahí hay una gran diferencia. Alguien me escribía ayer objetando esto mismo que estoy escribiendo, ésa persona me decía que si el señor no estaba dando lo necesario para sus hijos, ése no era un motivo para querer matarlos, que para eso están las demandas por Inasistencia Alimentaria. A ése señor le respondí con todo respeto que claro, que ése y ninguno es motivo para ése acto tan macabro y que pareciera que el no vive en Colombia, porque aquí ésas demandas nunca sirven de nada y que el ICBF no cumple una función cierta en beneficio de los menores. Soy testigo fiel y presencial de lo que estoy diciendo, a los hombres no se les obliga a cumplir con un mantenimiento digno de sus hijos, se les permite que ellos pongan el valor, haciendo que lo que reciben las esposas sean valores miserables que hace que sus vidas y la de sus hijos sean eso, miserables. Eso pudo estar pasando en el seno de ésta familia, pero como digo es sólo especulación que sirve para que podamos discernir sobre éste caso tan execrable.

Es claro que nadie comete un acto de éstos que puede tildarse como demencial, en sano juicio, algo pasó en ése momento o desde no se sabe cuando por la mente de ésta señora, pero, sigo especulando, las circunstancias de su entorno pudieron haber hecho que se aligerara su decisión y que todo a su alrededor se cerrara en su contra. Los creyentes en DIOS podremos decir que en ésos momentos falta FE y no está DIOS en nuestras vidas, al contrario, el que está es el mal, porque nadie siendo un creyente en CRISTO atenta contra su propia vida y menos contra criaturas inocentes. Pero, algo tuvo que haber prendido la mecha y haber hecho que la desesperación llegara a su más alto nivel, eso no es gratis. Leyendo algunos libros, alguien dijo que todos los seres humanos tenemos algo de locos y que ése algo en un momento dado se levantaba en nuestro interior para hacernos cometer locuras.

O sea, en un momento de ésos, sin FE, sin DIOS en el corazón, con todos los problemas encima, sin esperanzas de nada y viendo a sus hijos en una mala situación, sumado todo eso se produce una bomba de tiempo que necesariamente debe explotar.

Pero , como dice el título de mi Columna, aunque mis opiniones son tomadas con base en mi especulación al respecto del hecho cierto, no podemos, ni debemos, juzgar a nadie por hacer éste o cualquier tipo de cosas, no sabemos en éste momento que pasaba por la cabeza y el corazón de ésta mujer. NO SABEMOS CON LA SED QUE OTRO BEBE.  Al ir conociendo detalles del caso llegaremos a saberlo.

Mientras tanto, nos queda Orar por que DIOS reciba a éste angelito que se ha ido a su lado, la niña de 6 años, que EL permita que la señora y sus otros hijos se salven y que perdone a ésta señora.

Ayer también dije y causó polémica que muy seguramente los sabios de nuestra Fiscalía van a tomar las decisiones propias de ellos, van a mandar a la cárcel a la señora, el ICBF le va a quitar sus otros dos niños ( es claro que ella no los puede tener a su lado ) y no van a investigar las causas reales del porqué se cometió éste acto tan horrible. Para mí, dentro de lo que dije anteriormente, si al investigar se sabe que el padre de los niños no estaba ayudando cierta y dignamente a sus hijos, éste señor es tan culpable como la señora y debe también ir a la cárcel. Es tan culpable el que dispara un arma, como el que la presta.

Queda pues en manos de ustedes señores lectores ésta Columna, compuesta por una noticia cierta y por una serie de especulaciones de lo que a mi juicio pudo haber originado ésta tragedia. La idea es que discernamos con respeto.

Lo único cierto y que no es especulación es que el mundo está al revés y que la base de toda Sociedad, la Familia, se está desintegrando cada día más. ¿Que será de nuestros nietos y los hijos de ellos?. SANTO DIOS, QUE NOS COJA CONFESADOS.

 

There is 1 Comment

Todo esto se lo debemos al mal gibierno que durante años ha estado llevando las riendas de nuestro pais. La situación real del pueblo colombiano, nunca les ha importado. El aumento salarial, no compensa en nada al alza de la canasta familiar. Cada día el desempleo es mayor, pero.... al gobierno solo le importa que en su mesa no falten los manjares, que a sus hijos no les falte el estudio y en el banco sus millones; el pueblo que se muera de hambre. Y somos tan estupidos que seguimos llevando al poder lo que no sirve.

Añadir nuevo comentario