Sáb, 03/17/2018 - 10:24
Foto de referencia

Alarma por caso de sarampión en Colombia: Prevenir es mejor que curar

El Ministerio de Salud y el Instituto Nacional de Salud confirmaron en rueda de prensa un caso de sarampión en Colombia. El paciente, un menor de 14 meses, llegó desde Caracas- Venezuela a Medellín. El caso fue confirmado tras horas de estudio al ser declarado sospechoso. A partir de la alerta se activaron jornadas preventivas en todo el país.

El Ministerio de Salud y Protección Social, conjuntamente con el Instituto Nacional de Salud, emitieron a principio de año la circular conjunta 006 de 2018, dirigida a gobernadores, alcaldes y directores municipales y departamentales de salud, entre otros, para evitar el surgimiento de casos de sarampión y rubéola en el territorio colombiano.

Esto se dio luego de la alerta establecida por la Organización Panamericana de la Salud en mayo de 2017 sobre las implicaciones de los brotes de sarampión y rubéola en Europa.

El menor fue llevado a un centro asistencial antioqueño el 9 de marzo, un día después de haber presentado los primeros síntomas. Los especialistas determinaron que no tenía la vacunación y procedieron a la realización de exámenes médicos que terminaron en la confirmación de la enfermedad.

“Ante la notificación del caso el 13 de marzo, un equipo de respuesta inmediata del INS se desplazó ese mismo día a la capital antioqueña para apoyar a las autoridades sanitarias de Medellín en la realización del cerco epidemiológico respectivo, mediante la búsqueda en cinco cuadras a la redonda de personas que presentaran sintomatología sugestiva de sarampión, y para identificar y vacunar a la población que lo necesite. Además, se realizó seguimiento a quienes tuvieron contactos cercanos con el menor, teniendo en cuenta la transmisibilidad de la enfermedad”, expresa en un comunicado el Ministerio.

El sarampión es una enfermedad altamente contagiosa, causada por un virus que se desarrolla en el ser humano y que se transmite por la inhalación de secreciones expulsadas cuando una persona contagiada habla, tose o estornuda.

Generalmente, los síntomas se presentan en etapas. La primera es entre el primer y tercer día, se presenta fiebre, tos, nariz que moquea, enrojecimiento y ardor en los ojos. Además, en la boca del paciente se pueden identificar manchas blancas, llamadas manchas de Koplik, que se encuentran dentro de las mejillas y pueden semejar granos de sal en un fondo rojo.

La segunda etapa, por su parte, se da entre el tercer y séptimo día. Esta etapa se caracteriza por erupciones rojizas en el rostro, que luego son presentadas en el resto del cuerpo.

Esta es una enfermedad prevenible mediante la vacunación, específicamente la vacuna triple viral (sarampión, rubéola, paperas) o a la vacuna bivalente (sarampión, rubéola). Esta se encuentra en el esquema nacional de vacunación, y se debe aplicar a todos los menores que cumplan 12 meses, y el refuerzo debe hacerse a los 5 años de edad.

Desde el 2011, cuando Colombia registró el último brote de sarampión, con un caso importado y tan solo cinco secundarios, ha habido tres casos importados –el más reciente en el 2015-, sin tener hasta el momento casos asociados en la población nacional. 

Prevenir es la única opción

El director del Hospital San Rafael de Fusagasugá Dr. Jhon Castillo, informó que luego de recibir el comunicado del Ministerio de Salud, se tomaron medidas preventivas frente a la posibilidad de que alguno de los habitantes de la ciudad tenga contacto con el virus. Es así que durante todo el fin de semana se realizarán campañas de vacunación contra el sarampión. 

La Jornada de Vacunación se desarrollará el día sábado de 9 a 11 am en la Ciudadela Ebenezer. De 12 a 3 pm en el Barrio Gaitán. 

El domingo 9 a 11 am  en la Urbanización Contigo Con Todo. De 12 a 3 pm en la Plaza Mayor de Fusagasugá.

 

Añadir nuevo comentario