Vie, 10/23/2020 - 18:02

Un Papa valiente

En un nuevo documental, el papa Francisco ha pedido la creación de leyes de unión civil para parejas del mismo sexo; su apoyo se ha dejado ver por medio de comentarios que rompen con la enseñanza oficial de la Iglesia Católica. Esta no es la primera vez que el pontífice se pronuncia a favor de las parejas del mismo sexo, y el documental “Francesco” se ha sumado a ello.

En el documental llamado Francesco, según la Agencia Católica de Noticias, el pontífice afirma que las parejas del mismo sexo deberían estar “legalmente cubiertas”.

Son hijos de Dios. Lo que tenemos que tener es una ley de unión civil, de esa manera están legalmente cubiertos. Papa Francisco.

Su Santidad ha expresado durante mucho tiempo un interés en llegar a los seguidores LGBTQ+ de la Iglesia, y sus comentarios a menudo enfatizan la comprensión y bienvenida generales en lugar de políticas sustantivas.

De acuerdo con The Washington Post, sacerdotes en algunas partes del mundo bendicen el matrimonio entre personas del mismo sexo, sin embargo, esa postura y lo dicho por parte del Santo Padre podrían apartarse de la enseñanza oficial de la Iglesia.

Francesco se estrenará esta semana en Roma y posteriormente en Estados Unidos.

La posición del pontífice

Respecto al documental, el papa concedió una entrevista al cineasta, Evgeny Afineevsky, en donde dijo:

Los homosexuales tienen derecho a ser parte de la familia. Son hijos de Dios y tienen derecho a una familia… Nadie debería ser expulsado o sentirse miserable por ello. Papa Francisco.

El papa, quien asumió su cargo en 2013, también ha dado señales indirectas anteriormente que se interpretaron como una apertura a estos temas.

Por lo general, el papa se ha encargado de enmarcar sus comentarios en términos pragmáticos, como alguien que advierte la necesidad de un reconocimiento legal para que las familias de este tipo puedan acceder a beneficios civiles como la atención médica. Es decir, el papa no ha hablado de un apoyo religioso sino legal.

El reverendo James Martin, un destacado jesuita que ha abogado para que la Iglesia dé una bienvenida más abierta a los miembros LGBTQ, comentó: "El apoyo del Papa Francisco a las uniones civiles entre personas del mismo sexo es un gran paso adelante en el apoyo de la iglesia a las personas LGBTQ. Está en consonancia con su enfoque pastoral para las personas LGBT, incluidos los católicos LGBT, y envía una fuerte señal a los países donde la iglesia se ha opuesto a tales leyes".

Oficialmente, la Iglesia enseña que los actos sexuales homosexuales son “desordenados”, de hecho el predecesor de Francisco, Benedicto XVI, llamó a la homosexualidad un “mal moral intrínseco”.

Como alguna vez señaló el diario ABC, el papa Francisco no ha traído un cambio de doctrina, pero sí de acentos, prestando más atención a la misericordia, la ternura en el trato con Dios y con los demás.

De acuerdo con el Washington Post, David Gibson, el director del Centro de Religión y Cultura de la Universidad de Fordham, se ha expresado así:

¡Esto es enorme! Mirando detrás de todo, básicamente está diciendo, de nuevo, que no estamos aquí para ser guerreros de la cultura. No estamos aquí para buscar peleas, estamos aquí para fortalecer la familia. David Gibson, director del Centro de Religión y Cultura de la Universidad de Fordham.

Cambios de visión y posturas

En 2003, la oficina doctrinal del Vaticano emitió un documento en el que exponía el “problema de las uniones homosexuales” y dijo que era un deber oponerse a tales acuerdos.

Marianne Duddy-Burke, directora ejecutiva de DignityUSA, una organización nacional de católicos dedicada a los derechos LGBTQ+, dijo que si bien muchos sienten que el papa Francisco ha estado abierto a permitirles sus derechos legales, otros líderes católicos aún han presionado por políticas que se oponen al matrimonio entre personas del mismo sexo y derechos de adopción en otros países.

"Somos cautelosamente optimistas sobre los comentarios del Papa sobre las uniones civiles. Estamos ansiosos por ver el contexto en el que el Papa Francisco hizo estos comentarios y si el Vaticano hará más comentarios".

También señaló que el papa se había quedado corto en abogar por la legalización del matrimonio para parejas del mismo sexo.

¿Es esta una confesión de que el mundo y las comunidades legales están avanzando? ¿Es un paso adelante o es una forma de evitar llegar hasta el final del matrimonio sacramental entre personas del mismo sexo? Debido a que hemos experimentado un empujón de la Iglesia en esto, vamos a contener la respiración. Marianne Duddy-Burke, directora ejecutiva de DignityUSA.

El Diario Época señala que según una historia de Religion News Service de 2014, cuando el papa Francisco todavía era cardenal en Argentina, trató de “negociar con el gobierno argentino sobre la legalización del matrimonio homosexual y señaló que estaría abierto a las uniones civiles como alternativa”.

El pontífice fue noticia ese año cuando el periódico italiano Corriere della Serra publicó una entrevista de él reiterando la enseñanza de la Iglesia de que el matrimonio es entre un hombre y una mujer, al tiempo que reconoce que los gobiernos quieren adoptar uniones civiles para parejas homosexuales y otras personas para permitir otros beneficios.

Dicha entrevista provocó interés y controversia a nivel mundial, y algunos dijeron que el papa Francisco había respaldado rotundamente las uniones civiles.

Ante esto, el Vaticano aclaró rápidamente que el pontífice estaba hablando en términos generales y que la gente “no debería intentar leer más en las palabras del Papa de lo que se ha dicho”.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.