Mar, 06/23/2020 - 08:10

Recomendaciones del Círculo de Periodistas de Bogotá (CPB) para combatir Fake News en pandemia de Covid-19

Ante la proliferación de Fake News o Noticias Falsas que circulan en redes sociales sobre la pandemia del Covid-19, el Círculo de Periodistas de Bogotá (CPB) advierte sobre el peligro de este tipo de información, que puede llevar incluso a poner en riesgo la vida de muchas personas y hace un llamado a los medios de comunicación y periodistas para que en sus contenidos incluyan campañas que ilustren sobre la forma de detectar esta peligrosa tendencia, que cada vez es más sofisticada y, por lo mismo, en muchos casos difícil de establecer entre la verdad y la mentira.

Las Fake News –como se ha denominado en inglés— son tan informaciones tendenciosas, antes se les llamaba como chismes y cuando se imprimían se les denominaba como pasquines.

Con la llegada de la pandemia china del Coronavirus se riegan versiones como las de beber líquidos desinfectantes, comer ajos en abundancia, transmisión del virus por las líneas 5 G y muchas otras que han sido luego desmentidas por autoridades en la materia.

ALGUNAS RECOMENDACIONES

Piense antes de dar clic. Cuando le llegue un “meme”, video, nota sobre alguna información –muchas veces con nombres de personalidades—y usted ponga en duda su autenticidad, no lo reenvíe. Se han vuelto comunes supuestos mensajes de personas como Juan Gossaín, Manuel Elkin Patarroyo o Camilo Llinás donde dan opiniones, hasta les imitan sus voces, para entregar falsas informaciones.

Verifique la fuente. En México existe un grupo de perversas personas que “asesinan” a figuras de la vida pública, actores, cantantes con tal de crear desconcierto. A Juan Gabriel, por ejemplo, lo han resucitado varias veces o han dado por muertos a estrellas del cine o la televisión.

Dude de las curas milagrosas. Hasta el momento no hay cura ni vacunas contra el Covid-19. Existen ensayos de laboratorios, investigaciones y se han hecho algunos descubrimientos, pero hasta ahora nada es oficial. Ni el ajo, ni comer cucharadas de sal, ni consumir huevos de avestruz le van salvar la vida contra el mal chino.

Controle el miedo. Aunque le parezca muy cierta una información evite llenarse de pavor y creer en salvaciones que no existen. Tenga presente, eso sí, las recomendaciones que ofrecen las autoridades competentes.

Recuerde que hay personas dedicadas al mal. Existen campañas orquestadas para el desprestigio político, económico, social, médico, tecnológico o de la vida de los demás con formas de calumnia, mentiras, cifras especulativas y montajes de fotografías o sonidos. Aléjese de este tipo de personas y de informaciones. Usted puede contribuir, inocentemente en un engaño a más personas.

Libertad de expresión, no es libertad para decir mentiras. Aunque existe libertad de expresión y se lucha porque se reste este derecho fundamental, es recomendable por salud mental no fomentar calumnias, versiones infundadas o expresiones que dañen la imagen de una persona, entidad o proyecto por culpa de una opinión sin fundamento.

La mayoría de las falsas noticias son creadas por bots. Se usan en las redes sociales para generar mensajes automáticamente y buscan hacer creer que provienen de interacciones humanas. Son programas automatizados que parecieran ser hechas por personas. De allí la necesidad de contrastar la información, para ello se requiere de profesionales de la información como los periodistas y comunicadores sociales.

De esto tan bueno no dan tanto. Quienes crean noticias falsas generan expectativas para desorientar a la opinión pública. Muchas de ellas parten de una verdad que es manipulada, lo que las hace más peligrosas. Se aprovechan de la ingenuidad y credulidad de la gente.  “Hoy darán mercados en la alcaldía” y miles de humildes necesitados acuden al falso llamado sin confirmar.

Verificar con las fuentes originales. La recomendación para los periodistas que proyecten utilizar contenidos de internet es verificarla con las fuentes oficiales, científicas o inherentes a los contenidos, dudar cuando la información no tenga autor, cifras verificables o medio, y si no lo hay, se debe investigar la credibilidad de este último. Utilizar herramientas como la verificación de datos.

Añadir nuevo comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.